Formular un modelo de ciudad deseado, cuya visión sea un horizonte de futuro compartido. En base al mismo, el desarrollo de una guía que establezca el camino a seguir, mediante ejes estratégicos, programas y proyectos.